¿Tú qué miras? Un taller para niños radicales

En el mundo de los niños no existe el gris.