Calle Noviciado o el diálogo entre lo que el barrio fue, es y será

Si alguien quiere saber cómo está cambiando Malasaña no tiene más que pasear por la calle Noviciado con los ojos bien abiertos

Mercería Victoria y Carnicería | SOMOS MALASAÑA

El pasado y el futuro del comercio local se miran de frente y por parejas muy cerca de la intersección de la calle Noviciado con la de Amaniel. donde el espejo de la acera de los impares devuelve a la de los pares una imagen familiar y a la vez bien distinta y lo mismo sucede a la inversa.

De espaldas al Conde Duque, la tradición de la Mercería Victoria y de la carnicería Francisco Rodríguez queda a la izquierda, mientras que la modernidad de Miguitas Repostería Perruna y de la tienda de compra-venta de discos Marilians se sitúa a la derecha.

La Mercería Victoria es un dinosaurio de 124 años donde, entre otros clientes, se puede ver comprando a las monjas de la comunidad del convento de las Comendadoras. A su lado, la carnicería Francisco Rodríguez, con más de 50 años, es la única a pie de calle y con dedicación exclusiva a la venta de carne que queda en todo el barrio de Universidad.

Tienda de compraventa de discos Marilians y Repostería Canina Miguitas | SOMOS MALASAÑA

Por otro lado, Miguitas acaba de llegar a Noviciado, si bien es ya un negocio de nuevo cuño asentado en la zona, donde antes pasó seis años en la calle Divino Pastor. Sí son novatos en Marilians, abiertos sólo desde el pasado julio.

Si alguien quiere saber cómo está cambiando Malasaña en cuanto a comercios, vecinos, viviendas e, incluso, físicamente, no tiene más que pasear por la calle Noviciado con los ojos bien abiertos, especialmente por el tramo más cercano a Amaniel. Pocos sitios del barrio muestran tan a las claras el diálogo que se está produciendo en la zona entre lo que fue, es y será.

3 Comentarios

  1. URKO

    Que bonitos los tiempos pasados llenos de yonquis….y ademas eramos tan jovenes…

    Responder
  2. Alba

    Se han cargado todo el barrio de malasaña y lo especial que era…ahora es un barrio de moda lleno de tiendas sin sentido,cuando antes era maravilloso vivir allí,era un pequeño pueblo donde todos nos conocíamos y las tiendas eran de toda la vida ,donde conocían a todos los del barrio y donde podías decir,apuntaselo a mi madre que luego te lo paga,donde todos nos conocíamos y éramos vecinos de verdad,donde jugamos los últimos niños en la calle…..todo eso se acabó para dar paso a un barrio consumista lleno de gente que no se conoce de nada y por donde ni siquiera se puede ir porque no hay Dios que de un paso de la gente que hay……un barrio de moda ahira,pero que antes nadie quería ir porque estaba lleno de yonquis ( benditos esos años maravillosos ) donde ni ellos se metían con nadie del barrio porque nos conocían y jamás se metian con nadie…..así era mi barrio y así lo han destrozado.

    Responder
  3. Alejandro

    Hasta donde se hay, por lo menos, otra carnicería a pie de calle, en la corredera baja de San Pablo, esquina a la calle de la puebla, El Mercado de la Corredera.

    Responder

Deja un comentario